¡Evita iniciar el año con mala suerte en tus apuestas!

Algunos números, acciones  y hasta cartas en tu mano pueden ser la causa por la que algunas de tus jugadas no salen bien. Conócelas para que inicies el 2019 con buena suerte

Por Analuz Rodríguez

Supersticioso o no, hay que admitir que a veces parece que el universo conspira en tu contra con la única intención de hacerte perder tus juegos. Probablemente esto se deba a que los números que eliges, algunas acciones que realizas o el entorno en el que te encuentras no son los más adecuados. Así que ¡toma nota! Te dejamos una lista de lo que le podría dar mala suerte a tus jugadas y/o apuestas para que este año que arranca lo inicies de la mejor manera.

1. Que toquen tu hombro. ¡Simplemente no permitas que lo hagan! No importa cómo le llames, pero la energía, suerte o vibra de cada persona es diferente. Si alguien toca tu hombro mientras juegas, además de que lo más probable es que esté viendo tus cartas, podría pasarte su mala suerte.

2. Números 4 y 13. En China, el número cuatro se pronuncia de una manera muy similar a la palabra “muerte”, razón por la que muchos consideran que tal dígito es de mal augurio. En cuanto al 13, muchas culturas lo consideran “malvado” desde hace muchos años, probablemente porque en el Código de Hammurabi se lo saltaron sin explicación alguna. El 13 es tan despreciado en algunos países que incluso los departamentos de los pisos número 13 suelen ser más económicos y aún así difícilmente alguien los compra o renta.

3. Tener dos jotas. Específicamente en el Texas Hold’em es una combinación que se considera desafortunada por muchos jugadores. Aunque, si te pones a analizarlo, son buenas cartas con las que puedes armar una buena mano.

4. Tercia de números seis (666). Según el libro de Apocalipsis del Nuevo testamento, el 666 es la marca de la bestia o el número del diablo. Más allá de la superstición, ésta podría ser una cifra desagradable para cualquiera que profese una religión.

5. Ir con tu pareja al casino (apostar con ella cerca). Dicen por ahí “desafortunado en el amor, afortunado en el juego” y también aplica en viceversa. Por ello, hay quienes prefieren estar solos o acompañados por amigos cuando van a jugar y a realizar apuestas.

6. Cruzar las piernas durante un juego. Para algunos esto es cerrarle la puerta a la buena suerte. Varios estudiosos del lenguaje corporal aseguran que cruzar los brazos y/o piernas denota que no se acepta la información que se está recibiendo. Algo así como cuando estás teniendo una discusión y cruzas los brazos por el simple hecho de que no estás de acuerdo con lo que te están diciendo.

7. Espejos colocados uno enfrente de otro. Los accidentes ocurren en todas partes, pero es un hecho que encontrar espejos rotos en un casino es algo casi imposible, pues cuidan mucho sus instalaciones y las apariencias. Sin embargo, puede ocurrir que se coloquen espejos uno justo enfrente del otro. Esto puede ser una mala señal para muchos, ya que según el feng shui (el arte de acomodar objetos de manera armónica), esto no permite que la energía fluya de manera adecuada.

Más vale prevenir que lamentar, ¿no crees? También puedes echarle un ojo (AQUÍ) a todo lo que podría darte buena suerte para que la fortuna sea tu aliada en todos tus movimientos.