Domina en 10 pasos el juego más seductor del casino: Texas Hold’em

Descubre por qué el Texas Hold’em es la modalidad de poker más popular y aprende a jugarlo ¡ya!

Por Analuz Rodríguez

Tanto en los casinos físicos como en los online, el Texas Hold’em se ha convertido en uno de los favoritos del público. ¿A qué se debe esto? Para empezar, es la modalidad que se juega en el World Series of Poker, el conjunto de torneos de poker más importante del mundo (se transmite en ESPN). Además, las reglas son tan sencillas de aprender que existe la posibilidad de que un novato le gane a un jugador súper experimentado. Incluso se puede leer al contrincante para tratar de adivinar si realmente tiene una mano escondida o si solo quiere hacer creer esto a sus contrincantes.

A continuación te dejamos una breve explicación de cómo jugar Texas Hold’em en 10 pasos. ¡Te convertirás en todo un experto en el tema y sentirás la adrenalina al igual que tantos fans de este juego:

1. Al igual que en cualquier juego de poker, en Texas Hold’em gana quien formar la mejor mano posible con sus dos cartas y con las cinco cartas comunitarias que se irán colocando en la mesa.

2. La primera etapa del juego se llama Pre-flop. En ésta se establecen “las ciegas” (blinds), que son los límites de las apuestas (una grande y una pequeña). Generalmente la ciega pequeña es la mitad del valor de  grande.

3. El repartidor (que puede ser uno de los jugadores y al que se le coloca un botón para diferenciarlo del resto) entrega dos cartas cerradas a cada uno de los jugadores. Primero una carta, de derecha a izquierda, y luego la otra, siguiendo la misma dirección. Aquí es cuando los jugadores empiezan a hacer sus apuestas.

4. Igual que en otras modalidades del poker, los jugadores tienen la opción de pasar, apostar, igualar, subir o retirarse. El jugador de la derecha del repartidor decide si pasa o apuesta y los siguientes jugadores pueden retirarse (si tienen muy mal juego), igualar (si tienen un juego aceptable) o subir (si creen que sus cartas son las mejores de la mesa). 5. En el flop, la segunda etapa del juego, se colocan las primeras tres cartas comunitarias al centro de la mesa, con las que los jugadores pueden ir visualizando si tienen oportunidad de completar una buena mano con las dos cartas que ya poseen y apostar con base en ello.

6. Luego se coloca la cuarta carta comunitaria, conocida como Turn. Los jugadores deben analizar nuevamente sus posibilidades y apostar una vez más.

7. Ya en la cuarta etapa, se coloca en la mesa la quinta carta comunitaria, conocida como river. Esta es la oportunidad final de los jugadores para armar la mejor mano posible y, además, apostar de nuevo.

8. La quinta y última etapa se llama Show Down. En ella, los jugadores abren sus dos cartas para mostrar las manos que pudieron formar en conjunto con las cartas que hay en la mesa. El jugador con la mejor mano se lleva todo el dinero del bote. En caso de que más de un participante haya formado la misma mano, el premio del bote se divide en partes iguales.

9. Si durante el juego algún jugador ya no quiere apostar o no puede igualar las apuestas del resto de los competidores, simplemente ya no puede continuar en el juego y pierde su apuesta inicial. Si un jugador realiza una apuesta muy elevada, y el resto no puede igualarla, gana automáticamente aunque su mano no sea la mejor (aunque los contrincantes no lo sabrían porque hay que “pagar por ver”).

10. En Texas Hold’em hay tres variantes de juego:

  • Con límite. El tamaño de las apuestas a las que se puede llegar es establecido al inicio de la partida en las “ciegas”
  • Con límite de bote. Se puede apostar hasta llegar al tamaño del bote.
  • Sin límite. Se puede apostar lo que se desee en cualquier momento del juego.

Tip: Debido a su naturaleza, Texas Hold’em es uno de los juegos de cartas en los que podrías perder dinero fácil y rápidamente. Te recomendamos que antes de apostar en este juego pruebes la versión gratuita para que sepas muy bien lo que estás haciendo.