The Machine

Aunque tenga la apariencia de un robot, está programado para tener emociones, sentimientos y siempre busca proteger a los suyos. Está equipado con la más alta tecnología y sus procesos de pensamiento son de los más rápidos del universo, lo que le ayuda a evaluar millones de posibilidades y casi siempre tomar la mejor decisión. A pesar de poseer muchísima información sobre el cosmos, el comportamiento humano es su fascinación, le es difícil de comprender, pero cada vez se comporta más como uno.